February 27, 2018

El Consejo de Seguridad de la ONU se reunió para hablar sobre “la cuestión palestina”. Esta es una ocurrencia regular y regularmente absurda. El absurdo alcanzó un nuevo nivel, sin embargo, con una exhibición teatral del presidente palestino Mahmoud Abbas que mostró exactamente lo que piensa la Autoridad Palestina sobre la paz.

En el discurso de Abbas, enumeró sus demandas, que incluían una “suspensión de la decisión respecto de Jerusalem y la suspensión de la transferencia de la embajada de EE. UU. a Jerusalem”. Después de su discurso, él y sus burócratas salieron de la cámara del Consejo, sin escuchar los dos discursos que le proseguían: del embajador israelí Danny Danon y de la embajadora estadounidense Nikki Haley.

 

“Esperaba que el Sr. Abbas se quedara con nosotros y mantuviéramos un diálogo”, comentó Danon.

 

“Desafortunadamente, una vez más se ha escapado”.